Azúcar-Refinada

Alimentos Refinados ¿Sí o No?

english Read in English

Conversando Con Un Coachee

comida-basuraAyer tuve una primera sesión con un coachee y salió un tema crucial: los alimentos refinados. Él empezó comentando que uno de sus principales miedos era que esta vez fuera sólo una más y le saliera tan mal como todas las anteriores. Le pregunté qué es lo que hacía cuando veía que no podía seguir el programa que había planeado y me dijo que compraba todo lo que más le gustaba y se lo comía (sobre todo, comida basura). Entonces yo le hablé de los potenciales efectos adversos que tiene para la salud someter a su cuerpo a los abusos de ciertos alimentos. En realidad, no deberíamos llamar alimentos a ciertas cosas porque su contribución a nuestra subsistencia es muy escasa o nula. Azúcar encubierto, ingredientes ocultos, los llamados venenos blancos… Como no quería abrumarle con tanta información en la primera sesión, empecé por hablarle de los productos refinados como la sal, el azúcar, las harinas y el arroz blanco.

¿Los Productos Refinados Sientan Bien?

azúcar-refinadoAl refinar los alimentos, se destruyen prácticamente todos sus nutrientes. En el caso del pan y del azúcar, los porcentajes de fósforo, calcio, hierro y magnesio se reducen drásticamente hasta casi desaparecer (Mercola, 2011). Una vez desprovistos de su nutrición, lo que queda fundamentalmente son carbohidratos simples. Es decir, tu cuerpo no está recibiendo nutrientes y enzimas esenciales para la subsistencia, tan sólo energía.

Y, ¿no es bueno recibir energía? Aquí mi coachee se empezó a poner ansioso y le expliqué por qué no es tan sencillo. En primer lugar, es bueno recibir energía, pero le expliqué por qué no es tan favorable para nuestro cuerpo recibirla de estos alimentos refinados: el cuerpo no puede utilizar esa energía a no ser que vaya acompañada de proteínas, vitaminas y minerales. Entonces, ¿qué es lo que hace para poder utilizar esa energía? Nuestro sistema recurre a sus propias reservas de minerales, tratando de corregir ese desequilibrio y este es el principio de un debilitamiento general que afecta al cuerpo de muy diversas formas: el consumo continuado de carbohidratos simples está relacionado, entre otros, con la diabetes, enfermedades del corazón, alergias y asma, deterioro dental y cáncer (Dufty, 1975; Martin, 1957; Mercola, 2011). Puedes leer más acerca de los químicos que utilizan para refinar aquí.

Por otra parte, el azúcar y los alimentos procesados son altamente adictivos, tanto como la cocaína. Y no lo digo yo; a estas conclusiones ha llegado el profesor de psicología Joseph Schroeder y un equipo de estudiantes de la Universidad de Connecticut (Connecticut College, 2013). El doctor Joseph Mercola se hace eco de esta investigación y afirma que:

cuando usted consume azúcares refinados y procesados, estos activan la producción de opiáceos naturales del cerebro – un ingrediente clave en el proceso de adicción. Esencialmente, su cerebro se vuelve adicto a la estimulación de la liberación de sus propios opiáceos, como lo haría con la morfina o la heroína (Mercola, 2013)

midiendo-grasa-abdominalAquí a mi coachee ya se le quedó la cara blanca. Pero todavía tenía más información para él. Desde el punto de vista de la pérdida de peso, cualquier energía no utilizada inmediatamente por el cuerpo se almacena en el hígado y en los músculos en forma de glucógeno. Si el azúcar ingerido sobrepasa la capacidad de almacenamiento de tu hígado y tus músculos, el exceso de glucógeno se convierte en grasa y se almacena en las áreas más inactivas de tu cuerpo: la zona abdominal, las caderas, los muslos y el pecho (Dufty, 1975; Mercola, 2011).

Indicaciones Para Empezar

pan-caseroUtiliza azúcar, harinas y arroz integrales. Hazte con azúcar mascabado (o moscabado) o con la variedad demerara; la miel o el sirope de ágave, la stevia, el xylitol y el monk fruit (o fruta del monje) también son buenos sustitutos. Elimina la sal de mesa normal y utiliza en su lugar sal rosa del Himalaya o sal marina sin refinar (asegúrate de que en el paquete pone que es sin refinar; si no lo especifican, puede ser procesada). Prueba a hacerte tu propio pan; es dificilísimo encontrar pan 100% integral aunque en el envoltorio ponga que lo es (mira los ingredientes, verás como gran parte es harina refinada y le añaden sólo un pequeño porcentaje de integral). En algunos herbolarios he encontrado panes de harina 100% integral. Y si no te apetece nada de esto, también podrías probar con tortitas de arroz integral, quinoa o trigo sarraceno (disponibles en herbolarios y algunos supermercados).

Después de contarle todo esto, esta mañana mi coachee me ha enviado una foto con su desayuno. Añadió un mensaje en el que decía “¿yo comiendo ensalada?”. Resonó tanto con lo que le conté ayer que no le apetecía desayunar lo habitual 😀

la-ensalada-de-fernando

Una Última Observación

Cuando empieces, puede que sigas sintiendo ganas de comer toda esa comida basura (recuerda, es adictiva); no se trata de que lo dejes de repente. Come lo que quieras, pero antes de hacerlo, si puedes, empieza con una pequeña ensalada. Este es el primer gran cambio. Verás como tu cuerpo y tu mente empiezan a notar la diferencia 😉

Y tú, ¿tienes alguna duda o comentario que hacer? Escríbe abajo tus pensamientos, ¡son bien recibidos! 😉

happy-coaching

Photo credit: 1, 2, 3, 4, 5





Referencias:

Connecticut College. (2013). Student-Faculty Research Suggests Oreos Can Be Compared to Drugs of Abuse in Lab Rats. Retrieved from https://www.conncoll.edu/news/news-archive/2013/student-faculty-research-suggests-oreos-can-be-compared-to-drugs-of-abuse-in-lab-rats.html#.VhVXcpdWIg4

Dufty, W. (1975). Sugar Blues: Chilton Book Company.

Martin, W. C. (1957). The Dangers of Refined Sugar.

Mercola, J. (2011). Una Manera Sencilla para Bajar de Peso y Disminuir el Cansancio – Deje de Comer Esto. Retrieved from Mercola.com website: http://espanol.mercola.com/boletin-de-salud/como-el-pan-de-harina-blanca-refinada-afecta-su-salud.aspx

Mercola, J. (2013). Se Descubre que las Galletas Oreo Son tan Adictivas como la Cocaína. Retrieved from mercola.com website: http://espanol.mercola.com/boletin-de-salud/oreos-y-el-consumo-de-fructosa.aspx

Save

Si te gustó este artículo, ¡compártelo, plis! :-)
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Sobre la autora: Luz

La práctica profesional de Luz se encuentra muy vinculada a su historia personal con el peso, la imagen corporal y la salud. Tras sufrír problemas de sobrepeso durante casi 20 años y acumular un sobrepeso de casi 30 kg, su salud tanto física como emocional se empezó a resentir por diversos frentes. No es por ello casual que realizara un doctorado en Medios de Comunicación y Estudios de Género (Universidad de Swansea, Reino Unido). En su investigación ha estudiado qué tipo de mensajes relacionados con la imagen corporal predominan en la cultura popular actual, cómo tales representaciones se perciben por el público, y cómo se relacionan con el desarrollo de conductas disfuncionales. Entre la variedad de perspectivas analizadas en sus trabajos se incluyen los cánones de belleza dominantes, el sobrepeso, la distorsión de la propia imagen corporal, las estructuras de poder, la sexualidad o el balance de la vida profesional y la personal. Profesionalmente, está altamente familiarizada con el efecto devastador que pueden tener los actuales cánones de belleza promovidos por un sinfín de medios, revistas, programas televisivos, estrellas de cine o de música, y cómo estos pueden permear fácilmente nuestras mentes o la de la gente que nos rodea. Hoy Luz ha superado sus problemas de peso y ha recuperado su salud. Motivada por la necesidad de ayudar a otras personas como tú a salir del infierno en el que ella misma se había visto inmersa durante 20 años, Luz se certificó como Coach Profesional. Actualmente vive en Suecia, desde donde dirige Happy Coaching by Luz, con una práctica de cientos de horas de coaching con personas que buscan superar diversos problemas de imagen corporal, emocionales o profesionales. Puedes leer su biografía completa aquí.

Deja tu Comentario

No compartiremos tu dirección de correo electrónico con nadie. Los campos marcados con asterisco (*) son obligatorios.

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.